Compartir

Un plan piloto se cumplió el pasado feriado para capacitar e identificar a los “vigilantes seguros”.

Los cuidadores de vehículos deben estar debidamente identificados y no pueden exigir el pago de una tarifa fija, caso contrario deben ser denunciados. PSR

“No me parece que deba darle dinero a alguien por dejar mi vehículo en la vía pública. Algunos cuidadores exigen que se les pague”, expresa Eduardo Mejía, al referirse a los “vigilantes seguros” que están en algunas calles de Cuenca.

En sectores como los alrededores de la Universidad de Cuenca, la avenida Remigio Tamariz, parque de San Blas, parque El Paraíso, entre otros, hay personas que se dedican a cuidar los automóviles a cambio de una contribución “voluntaria”.

Al respecto, Carlos Álvarez, director de Control Municipal, aclara que no esa permitido cobrar por este “servicio”, ya que el espacio público no se puede alquilar ni vender.
En el pasado feriado del 3 de Noviembre, por motivo de las fiestas de Independencia, el Municipio capacitó a 87 personas que cuidan vehículos para que acudan e los espacios con mayor afluencia de personas.

Los ciudadanos fueron capacitados por el personal de la Guardia Ciudadana, agentes de tránsito de la EMOV EP, Policía Nacional, Consejo de Seguridad Ciudadana (CSC) y Control Municipal, en el tema de las normativas del cantón, como un programa piloto para buscar controlar esta actividad.

“Quienes asistieron tienen un chaleco que dice vigilante seguro”, asevera Álvarez y añade que la entidad los tiene identificados con su número de cédula y fotografía.
La próxima semana se evaluarán las acciones y cuál fue la percepción de la población. Posteriormente se prevé ubicar a los vigilantes en sectores donde se podría cumplir con el servicio.

Normativa

Álvarez añade que no se puede lucrar en el espacio público y se indicó a quienes cuidan los vehículos que si los conductores lo desean entregarán un valor voluntario, pues no se puede fijar un precio.

En caso de que algún vigilante exija que se le pague, las personas deben llamar al ECU 911 y denunciar el hecho.

Xavier Barrera, concejal que integra la Comisión de Seguridad y Convivencia Ciudadana, reafirma que las calles de la urbe constituyen espacios públicos y son de uso común, así que nadie puede exigir el pago de valores por “servicios” que se presten.

El edil señala que “Vigilante Seguro” es un proyecto de la Policía Nacional que lleva algunos años, pero que en sus inicios no se coordinó con la institución que regula la competencia de uso de suelo, es decir, el Municipio. Por esto, se ejecutó el proyecto piloto en el pasado feriado del 3 de Noviembre.

Barrera coincide con Álvarez al referirse que el espacio público es libre, para el uso de todos los habitantes y “no es posible poner una tarifa a la actividad de los vigilantes. Cualquier situación es un aporte voluntario de los ciudadanos para estas personas…”, dice el edil.

Sin embargo, conductores como Eduardo Mejía, denuncia que algunos cuidadores exigen 50 centavos o hasta 1 dólar.

Maritza Chávez, ama de casa, asevera que no todos tienen un chaleco y algunos son agresivos cuando no se les quiere dar dinero.

Chávez pide a las autoridades que hagan controles de estas personas porque la vía pública es para el buen uso de todos.


Warning: A non-numeric value encountered in /home/www/eljuri/sitio_02/wp-content/themes/Newsmag/includes/wp_booster/td_block.php on line 997

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here