Compartir

Guayaquil es la vitrina del turismo de todo el Ecuador

Yuri Ortiz (expositor), funcionario del Municipio de San Cristóbal, habla sobre los atractivos de este sitio, así como de la fauna de la región Insular.
Una tortuga terrestre de mediano tamaño y un lobo marino disecado ambientaban el estand municipal de la isla San Cristóbal, ubicada en Galápagos. De fondo, imágenes del sitio proyectadas en una pantalla mostraban la variedad de la fauna de la región Insular.

Santa Cruz, otro sitio del archipiélago, también tiene presencia en la feria internacional de turismo que se realiza desde ayer en el Centro de Convenciones de Guayaquil.

Cada uno de los más de 60 estands dispuestos en los salones B y C contienen productos comestibles, artesanías, esculturas, herramientas de cacería, trajes típicos y utensilios característicos de estas dos localidades insulares, de 26 sitios amazónicos y 2 interandinos.

La Tourism International Market (TIM) se inauguró a las 18:00 de ayer. Hoy y mañana abre sus puertas al público de 11:00 a 21:00, la entrada cuesta $ 3 y pagan la mitad niños, adultos mayores y personas con discapacidad.

En el marco del Día Mundial del Turismo, la feria se inició con una rueda de negocios en la que se preveía la participación de 16 compradores nacionales y 7 internacionales de mercados de Estados Unidos, España e Inglaterra.

En el estand de la isla San Cristóbal, Jenniffer Martillo, promotora cultural del municipio, indicó que en el Centro de Interpretación los visitantes reciben información sobre cómo se crearon las islas y la historia del archipiélago.

Contó que uno de los lugares más concurridos es el cerro Tijeretas, propio para el avistamiento de las fragatas y practicar el snorkel.

“En la parte baja de San Cristóbal el clima es cálido, pero en la parte alta, a diez o quince minutos de la población central, ya hay un clima más frío”, describió Martillo.

Las visitas a la galapaguera (sitio donde reposan tortugas) en el cerro Colorado, a la laguna del Junco (reservorio de agua dulce en un cráter de origen volcánico) son otras alternativas para los turistas.

Pasado el mediodía, el grupo folclórico Sumak Kawsay atrajo las miradas de varios de los operadores turísticos que participan en la feria.

Provenientes de la comunidad de Cotococha, Pastaza, los integrantes de la agrupación recrearon el runa baile.

Las mujeres vistieron faldas hechas a base de la palma de morete con semillas de caimito, jaboncillo, entre otras.

Sheyla Chimbo, una de las danzantes, dijo que con esas demostraciones esperan despertar el interés de los turistas de la región Costa.

Aquella también es la meta del alcalde de Tena, Kléver Ron, quien señaló que esta localidad ha desarrollado infraestructura (hosterías) alrededor de atractivos naturales como cascadas y lagunas.

En el estand municipal de Tena se exhiben grandes ollas de barro que sirven para cocinar alimentos a leña.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here