Compartir

El plazo para el pago de utilidades venció ayer, 15 de abril del 2020. En medio de la paralización de actividades por la emergencia sanitaria, para algunas empresas fue complicado cumplir con el pago, por falta de liquidez en los negocios. Este fue el caso de Reyesa, empresa de insumos agropecuarios, que optó por llegar a un acuerdo con sus trabajadores para cancelar sus utilidades como bonos mensuales. María Reyes, propietaria de la firma, explicó que los ingresos cayeron notablemente y el monto de las utilidades se destinó, durante el mes de marzo, para el pago de nómina. Guillermo Narváez, presidente de la fábrica de conservas Snob, dijo que para evitar las multas por el no pago de utilidades, tenía previsto cancelar el monto hasta la tarde de ayer, 15 de abril, a los 200 empleados de la empresa. “Hemos tenido que posponer pagos a proveedores y otras cuentas para cumplir con la Ley”, dijo. El empresario cree que el pago de sueldos de abril será lo más complicado por la falta de liquidez, ya que la producción de la empresa de conservas se redujo en un 40%. Narváez contó que la empresa tiene problemas de logística para recibir la materia prima y envases desde Guayaquil. El Comité Empresarial Ecuatoriano calcula que durante la emergencia se pierden USD 350 millones diarios. Patricio Alarcón, presidente de la Cámara de Comercio de Quito, propone que las empresas que no han podido cumplir con el pago lleguen a un acuerdo con los trabajadores para hacerlo en cuotas. Otra propuesta de este gremio es que las empresas puedan generar una cuenta por pagar a los empleados. “Es decir, ellos prestarían el dinero a la empresa hasta que pueda solventar ese pago”, indicó. El Ministerio de Trabajo emitió el 24 de marzo, un acuerdo en el que se establece una prórroga para registrar el pago de estos haberes. El acuerdo establece que si el empleador no puede cumplir con la obligación de registrar el pago del 15% de la participación de utilidades de conformidad con el cronograma establecido por el Ministerio, por fuerza mayor o caso fortuito debidamente comprobado, tendrá un plazo de 90 días para hacerlo. Pero es un tema de registro. En la misma línea, la Superintendencia de Compañías otorgó una prórroga para que las compañías puedan emitir su balance general anual hasta finales de mayo. El plazo para presentar los estados financieros se extendió hasta el 30 de junio de este año.


Warning: A non-numeric value encountered in /home/www/eljuri/sitio_02/wp-content/themes/Newsmag/includes/wp_booster/td_block.php on line 997

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here