Inicio Blog

Descubren en Polonia más de 150 lápidas judías, usadas por los nazis durante la II Guerra Mundial para construir una carretera

0

Más de 150 lápidas judías, usadas por los alemanes durante la Segunda Guerra Mundial para construir una carretera, fueron halladas recientemente en la ciudad polaca de Lezajsk, comunicó el pasado viernes la Oficina Provincial para la Protección de Monumentos.

El descubrimiento fue realizado durante las obras de renovación de la Plaza del Mercado, cuando los trabajadores removieron una capa de asfalto y encontraron unas lápidas, conocidas en hebreo como ‘matzevá’, 20 centímetros por debajo de la superficie, que cubrían un tramo de carretera de casi 30 metros.

Según un informe del organismo, citado por medios locales, las autoridades nazis arreglaron el sistema de carreteras en esa parte de la ciudad, establecieron nuevos barrios y cubrieron con tierra y escombros la plaza principal. Las lápidas del cementerio judío se utilizaban para estabilizar la superficie, principalmente en carreteras y aceras.

Además, los expertos subrayaron que, a pesar de la destrucción parcial del cementerio judío, la policromía de las ‘matzevá’ se conservó. «Los colores de las inscripciones: azul, verde, amarillo y rojo, son claros y vivos. Los adornos son perfectamente visibles: coronas, candelabros, flores, leones, manos», detalló la arqueóloga Ewa Kedzierska.

El hallazgo fue previsto por los arqueólogos locales, ya que anteriormente se produjeron descubrimientos similares en la misma zona. Sin embargo, la cantidad de lapidas sorprendió a los especialistas. «Esperábamos encontrar algunas porque hace 19 años también se encontraron ‘matzevá’ durante la construcción de una rotonda en el centro de Lezajsk. Pero nadie esperaba tal número. Hay más de 150 y todavía no se han retirado todas», reveló Kedzierska, informa The First News.

Por el momento, las lápidas fueron colocadas en una parcela del Ayuntamiento en Lezajsk.

Más de 100.000 muertos por la pandemia, en Brasil

0

La primera víctima por coronavirus en Brasil fue una mujer de 57 años en Sao Paulo. Murió el 12 de marzo. Cinco meses después, el país ya ha superado la barrera de los 100.000 muertos y el gobierno del ultraderechista Jair Bolsonaro sigue relativizando la tragedia y abogando por la «vuelta al trabajo», en medio de una caótica flexibilización de las cuarentenas en los estados y municipios. 

103.026 personas perdieron la vida hasta este miércoles, y hay más de tres millones de infectados. Miles de brasileños sufren el dolor y el luto por la pérdida de sus seres queridos ante una tragedia que, en opinión de los expertos, podría haberse atenuado. 

«Hubo una serie de factores, pero el factor presidente ha sido preponderante. Dio argumentos a las personas para que no se quedaran en casa. Él dio ese ejemplo y sirvió de pasaporte para que la gente comprara políticamente esa idea», comentó recientemente en una entrevista el exministro de Salud Luiz Henrique Mandetta.

Desoyendo las recomendaciones de los especialistas y de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Bolsonaro sigue diciendo que la política de aislamiento social aplicada por gobernadores y alcaldes es excesiva y está provocando severos daños a la primera economía latinoamericana que, según el Banco Central, podría cerrar 2020 con una caída por encima del 5,6 % del PIB. 

«En Brasil, hay 38 millones de [trabajadores] informales. La vuelta al trabajo, el mejor remedio», escribió el martes el mandatario en Twitter. Bolsonaro también continúa promoviendo la cloroquina como medicamento estrella para combatir la pandemia, aunque su eficacia no está comprobada. 

Cuando el país superó los 100.000 muertos el sábado, el Congreso Nacional y el Supremo Tribunal Federal decretaron un día de luto oficial, pero Bolsonaro prefirió publicar en Facebook una foto suya felicitando al equipo de fútbol del Palmeiras tras una victoria en un campeonato. 

Negación de la epidemia

Su comportamiento y la falta de unas palabras en memoria de los fallecidos ha generado una oleada de críticas. «Lamento tener que decir que Bolsonaro es omiso y negacionista, a pesar de que fue víctima de la enfermedad. Sigue minimizando los efectos de la crisis de salud más grave de la historia del país», manifestó recientemente el gobernador de Sao Paulo, Joao Doria.

El coronavirus ha llegado hasta las entrañas del Palacio de Planalto. Desde que comenzó la pandemia, de los 3.402 funcionarios que trabajan en la sede del poder ejecutivo se han contagiado 178. Ocho ministros del Gobierno han contraído el virus, además del propio presidente y su esposa, Michelle. Pero el jefe de Estado ha seguido minimizando la gravedad del virus y en su primer acto público tras recuperarse se quitó la mascarilla ante una aglomeración de personas.

Los expertos alertan de que tendría que producirse un giro de 180º para que Brasil se encaminará hacia una estabilización. «El poder federal niega la epidemia y no cumple su papel. Su obligación es coordinar todas las acciones. Necesita de un comité central de especialistas. Tenemos todos esos componentes, pero fueron borrados del mapa», comenta a RT José David Urbáez, infectólogo del Hospital Regional da Asa Norte de Brasilia.

Desde hace tres meses está al cargo de manera interina del Ministerio de Salud un general sin competencia en esta materia, después de la salida de dos ministros por discrepancias con el presidente. Por otro lado, en la mayoría de los estados, los gobernadores y alcaldes, que en Brasil tienen prioridad a la hora de decidir sobre cuestiones en salud pública, han ido flexibilizando las medidas presionados por los efectos económicos y la postura del Gobierno federal. 

«¿Cómo va a bajar la curva si se están abriendo todas las actividades? Nos reducimos a decir que tenemos camas de Unidad de Terapia Intensiva (UIT), así que vamos a abrir todo. Que se pongan máscaras, que estén lejos y con eso pasaremos la tragedia», critica el infectólogo. 

En opinión de Urbáez, el Gobierno no ha realizado la debida campaña para explicar a la población sobre el grave problema al que se enfrenta, mientras predomina una «narrativa folclore de medicamentos milagrosos [la cloroquina]» que ha creado «una psicosis colectiva promovida por el propio presidente de la República».

«Pandemia de las clases bajas»

Además, otro punto importante, argumenta, es que «el virus entró por las clases altas y ahora es una pandemia de las clases bajas, de los grupos precarios, sin voz, los invisibles, absolutamente carentes de servicios de agua, de educación y de acceso a la salud. Si se analiza a las 1.000 personas que mueren todos los días, no hay duda de que la inmensa mayoría son pobres».

«Nunca deberíamos haber llegado ni de cerca a estas cifras que son un escándalo y una barbaridad y prácticamente hacen parte de nuestra cotidianidad. Es muy triste y no veo ninguna fuerza social o política que consiga darle otro rumbo a esto», deplora.

Una vacuna es para muchos especialistas la única manera de combatir al virus. Brasil, convertido en laboratorio de ensayos clínicos, ya ha firmado acuerdos con Reino Unido y China para la producción en masa de vacunas en caso de éxito. 

«El proceso es muy complejo y parece que va a llegar y mañana estará todo controlado. Pero, ¿cómo será el plan de vacunación? ¿Quién va a recibir qué y cómo se va a distribuir?», se pregunta Urbáez.

«Hay una intención de convertir a la vacuna en un milagro, en una bala de plata, que de la noche al día va a resolver todo y mientras tanto dejemos que el virus siga desarrollándose», subraya. 

Activistas solicitan investigar el envenenamiento masivo de perros en Ambato

0

Los integrantes de la Organización de Rescatistas de Animales Independientes de Ambato solicitarán a las autoridades locales investigar el envenenamiento de 10 perros en el barrio El Progreso, ubicado en la parroquia Atahualpa, al norte de la capital de Tungurahua, en la Sierra del Ecuador. Las mascotas ingirieron alimentos que contenían alguna sustancia que les provocó su muerte el lunes 10 de agosto del 2020. Paola Parra, representante de la Organización, dijo que se recopila toda la información para entregar a las autoridades y se busque a los responsables de este hecho violento contra los canes. Cuatro perros que fueron envenenados pertenecían a Paulina Moposita. La dueña de las mascotas contó que los animales vivían sueltos en su casa y no eran agresivos. Ella teme que la muerte de los canes se deba a un grupo de desconocidos que ronda el sector para ingresar a las casas a robar. “Hemos alertado a las autoridades policiales que visiten nuestro barrio”. Este es el segundo caso de envenenamiento masivo de animales en Ambato. Los vecinos del barrio Ficoa Las Palmas informaron que 11 perros fueron envenenados el 29 de junio.

Una orquesta une a 50 países en un solo canto

0

Unos 140 músicos juveniles provenientes de 50 países son los intérpretes de una nueva versión del tema Iguales, del argentino Diego Torres. La canción, producida junto con un video, será presentada mañana en el Día Internacional de la Juventud, como un mensaje de integración y solidaridad. Este tema musical es parte del proyecto internacional denominado Orquesta de las Naciones, impulsado por la Orquesta Joven del Ecuador y la Fundación para el Desarrollo Musical Amazonart, dirigidas por el maestro Diego Carneiro. Tres semanas después de haberse declarado el estado de emergencia sanitaria en el país, uno de los músicos de la orquesta falleció con coronavirus. El hecho impactó profundamente al director y a los integrantes de la orquesta. “Vivir de cerca una experiencia así nos hizo ver cuán vulnerables somos”, dice Carneiro sobre una tragedia, que paradójicamente se volvió el motor de un anhelo de esperanza, que se ha materializado en la orquesta internacional. “Este proyecto nace de las dificultades que estamos pasando como músicos, pero también como planeta”. Carneiro se refiere a la imposibilidad de realizar presentaciones con público, lo que a su vez limita las posibilidades de ingresos económicos para los artistas, muchos de los cuales han dejado de hacer música para emplearse en otras actividades. En ese escenario nace la Orquesta de las Naciones, como una plataforma virtual de solidaridad, trabajo e integración de músicos. En un primer momento se inició una campaña para recibir alimentos y distribuirlos entre los artistas que pasaban necesidades. En una segunda etapa se retomó la actividad musical y empezaron a dictarse clases y talleres a través de una plataforma digital, en la que se integraron músicos de Ecuador y otras nacionalidades. En este espacio de encuentro virtual se compartió música, pero también otras historias de vida en distintas partes del mundo. Estas experiencias tenían que ver con temas como migración, violencia o discriminación, frente a los cuales muchos se sentían identificados y todos se solidarizaban. “A través de la música queremos sensibilizar y mostrar que el momento que estamos viviendo es igual para todos, en cualquier parte del mundo. Somos tan frágiles, pero juntos seremos más fuertes”. Estas ideas y sentimientos encontró reflejados Carneiro en los versos de la canción Iguales, de Diego Torres. Fue escogida para ser interpretada por un elenco internacional. El director eligió a los instrumentistas con quienes inició el proceso de ensayos en inglés y español, y también valiéndose de traductores. Después de un proceso de grabación y posproducción el video será transmitido por el canal All Nations Orchestra, en YouTube y en las redes sociales de la Orquesta Joven de Ecuador y Amazonart. El siguiente paso, dice el director musical, es globalizar este proyecto como una plataforma virtual de formación musical, accesible para todo el mundo por Internet.


Un virus transmitido por garrapatas causa la muerte de 7 personas en China y deja más de 60 contagiados

En el este de China se dio un brote del virus SFTS que es transmitido por las garrapatas a los seres humanos. Siete personas ya han fallecido debido al contagio causado por el parásito y más de 60 infectados están contaminados con el virus, según publican medios locales de gigante asiático el jueves 6 de agosto del 2020. Desde el inicio de este 2020, 62 personas han contraído el virus. 37 de ellas en la provincia costera de Jiangsu y 23 en la localidad vecina de Anhui. Ambas  zonas están ubicadas al este de China.

Una de las pacientes que contrajo el virus, contó a medios del país oriental los síntomas que se presentan al contraer el SFTS, entre ellos están: escalofríos, fiebre alta, fatiga física y tos húmeda. Los médicos que la trataron le diagnosticaron fiebre severa con síndrome de trombocitopenia (SFTS), también conocido como virus de Huayangshan banyang. En 2011 científicos descubrieron que las garrapatas podían transmitir el virus SFTS a los humanos. La infección se propaga comúnmente entre los meses de mayo y octubre en las regiones montañosas de Asia. La enfermedad tiene una tasa de mortalidad del 5 al 17 %, según personal sanitario de China. Las autoridades de las localidades en las que se han presentado los casos del virus han recomendado a la ciudadanía que usen repelente de insectos, pantalones largos cuando salgan al aire libre y que se aprieten las bastas de esa prenda alrededor de los tobillos. Hasta agosto del 2020, no se registraba una vacuna para tratar la enfermedad causada por el virus SFTS.


Presidente libanés habla de un misil o una bomba como causas de la explosión en Beirut

0

El presidente de Líbano, Michel Aoun, afirmó este viernes 7 de agosto del 2020 que la terrible explosión en el puerto de Beirut se debió “a la negligencia” o a “una intervención exterior”, mencionando la hipótesis de “un misil”. “Es posible que esto haya sido causado por la negligencia o por una acción exterior, con un misil o una bomba” , declaró el jefe de Estado, durante una entrevista con periodistas, tres días después de la catástrofe. Es la primera vez que un funcionario libanés menciona una pista exterior en el caso de la explosión. Las autoridades han afirmado hasta ahora que fue causada por un incendio en un enorme depósito de nitrato de amonio.

El jefe de Estado, de 85 años, dijo haber “personalmente” pedido el jueves 6 de agosto del 2020 al presidente francés, Emmanuel Macron, a quien recibió en el palacio presidencial, “proporcionarnos imágenes aéreas para que podamos determinar si había aviones en el espacio [aéreo] o misiles” en el momento de la explosión el martes. “Si los franceses no disponen de esas imágenes, se pedirá a otros países”, añadió Aoun, duramente criticado por la población que denuncia la incompetencia de las autoridades y la corrupción.


¿Cuánto dura el covid-19 en un billete, en los guantes quirúrgicos, en el aire…?

0

Desde que el nuevo coronavirus está en el planeta, las preguntas no cesan, pues al tratarse de un nuevo virus, su comportamiento continúa en estudio. La forma de contagio principal es a través de gotículas que se expulsan al toser o al estornudar y que luego ingresan por la nariz, boca u ojos. También, estudios han establecido que las heces pueden ser otra vía de trasmisión. Pero ¿es probable contraer el virus si se tocan superficies expuestas? Daniel Simancas, epidemiólogo y director de investigación de la Universidad UTE, recalca que el contraer el virus a través de superficies o ropa es poco probable, pero no es imposible por lo que es conveniente tener todas las precauciones debidas para minimizar el riesgo. Según estudios de la Organización Mundial de la Salud (OMS), a través de la tos y estornudos se pueden emitir hasta 3 000 microgotas, en las que vive el virus, en el caso de una persona infectada. Por eso, estas son la principal forma de contagio. Sin embargo, también se expulsan al hablar y respirar, en menor proporción. Según un estudio de la revista Journal of Hospital Infection, el virus puede llegar a vivir hasta nueve días en una temperatura mayor a los 30 grados centígrados. De ahí la importancia de mantener procesos de limpieza y desinfección constantes. ¿Cuánto tiempo sobrevive el virus en las diferentes superficies? Un estudio de The New England Journal of Medicine estableció cuánto dura el SARS-CoV-2 en distintas superficies. Entre las más comunes: en plástico y acero inoxidable puede llegar a permanecer vivo entre dos y tres días. Estos elementos están presentes en envases de comida, utensilios, bandejas, accesorios, manijas, etc. En el cobre, como por ejemplo monedas, puede durar hasta 24 horas; en el vidrio cuatro días, en acero normal 13 horas, en madera cuatro días, en guantes quirúrgicos 8 horas, en propileno (batas impermeables) hasta 16 horas, y en el cartón 24 horas. La Universidad de Hong Kong también estudió otras superficies y detectó la presencia del virus en la ropa hasta un día, en pañuelos de papel y papel higiénico 30 minutos, y en billetes cuatro días. Aquello, a una temperatura de 22 grados centígrados con una humedad del 70%. ¿Es suficiente la distancia para evitar contagios? La distancia es indispensable, pero no suficiente, pues nuevos hallazgos científicos encontraron que el virus puede estar suspendido hasta tres horas en el aire, destaca Simancas. Este estudio, realizado por 200 científicos de 32 países instó a la OMS a considerar que es probable que el virus puede trasmitirse por el aire. De esta manera, la transmisión aérea no se puede descartar en sitios con multitudes o en lugares cerrados y poco ventilados. Los pedidos a domicilio también se desinfectan Entonces, bajo ese panorama, se hace indispensable que la desinfección de superficies se haga de forma correcta y que se tomen medidas. Por ejemplo, al recibir comida a domicilio se debe desinfectar los envases. Si bien aún no hay evidencia de que el covid-19 se puede propagar a través de alimentos, siempre hay contacto directo con empaques que, por lo general, son de plástico o de cartón. El epidemiólogo recomienda, que, en esos casos, se desinfecte en la medida de lo posible los envases con los productos adecuados y luego se cambie la comida o productos a otros recipientes, como medida de prevención. Asimismo, se debe lavar las manos antes y después de topar superficies o manipular estos insumos. El uso correcto de la mascarilla y el distanciamiento es fundamental.


OMS denuncia un ‘nacionalismo de vacunas’ incompatible con la lucha contra el coronavirus

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, se alzó el jueves 6 de agosto del 2020 contra cualquier “nacionalismo” en materia de vacunas y abogó por que se compartan herramientas para combatir el covid-19. “El nacionalismo de vacunas no es bueno. Esto no va a ayudarnos”, declaró durante el Foro de Seguridad de Aspen, tres días de debates que este año se celebran telemáticamente. “Debería haber un consenso mundial para que cualquier vacuna sea un bien público común; […] es un compromiso político”, exhortó. Para él, no se trata de “compartir por compartir”, sino porque es una necesidad y que esto beneficiaría incluso a los países mejor equipados: “No dan caridad a los demás. Lo hacen por ellos mismo, pues cuando el resto del mundo se restablece y se abre, igualmente se benefician”. “Una reactivación más rápida es una reactivación conjunta, porque vivimos en un mundo globalizado. Las economías están íntimamente relacionadas”. No puede haber “algunos países seguros que se recuperan. Todos deben recuperarse juntos”, subrayó. “Los daños causados por el covid-19 podrían ser menores cuando los países que tienen medios se comprometen”, insistió.

Unas 26 posibles vacunas están siendo probadas en diferentes fases, de las cuales seis están “en una buena etapa, ensayos clínicos”, reafirmó el director de urgencias sanitarias de la OMS, Michael Ryan, que volvió a mostrarse cauteloso. “No hay ninguna garantía que una de estas seis nos dé la respuesta, y probablemente necesitaremos más de una vacuna para hacer este trabajo”, dijo el epidemiólogo, a la vez que celebró los numeroso proyectos en curso en el mundo. El nuevo coronavirus ha matado a más de 700 000 personas en el mundo e infectado a más de 18,8 millones desde la aparición de la pandemia en China en diciembre, según un recuento de la AFP basado en fuentes oficiales.


Israel admite su error, en la reapertura de las escuelas que no deberían repetir otros países

0

Mientras EE.UU. y otros países estudian la estrategia a seguir en la reapertura de las escuelas, cerradas por la pandemia de coronavirus, el ejemplo de Israel, uno de los primeros países en reanudar la actividad escolar «ilustra los peligros de moverse con demasiada precipitación», sostiene un artículo de The New York Times.

El manejo de la pandemia por parte de Israel se consideró exitoso al principio. Entre otras medidas, el país hebreo cerró las escuelas a mediados de marzo e introdujo el aprendizaje remoto para sus dos millones de estudiantes. Sin embargo, a mediados de mayo, envalentonado por la caída de las tasas de infección y deseando reanimar una economía devastada, el Gobierno israelí reabrió por completo los centros escolares. 

En cuestión de días, se registraron infecciones en la escuela secundaria Gymnasia Ha’ivrit de Jerusalén, que rápidamente se convirtió en el mayor brote en una sola escuela en Israel y, posiblemente, en todo el mundo, con 154 estudiantes y 26 miembros del personal infectados.

«Euforia general»

Danniel Leibovitch, director de Gymnasia, explica en declaraciones a The New York Times que hubo «una euforia general» en la sociedad, «la sensación de que habíamos afrontado bien la primera ola y que había quedado detrás de nosotros», algo que, «por supuesto», no era cierto, asegura.

El Ministerio de Educación había emitido instrucciones de seguridad para los centros educativos, incluido el uso de mascarilla para los estudiantes de cuarto grado y cursos superiores, la apertura de ventanas, el lavado frecuente de manos y la distancia de seguridad. Sin embargo, en muchas escuelas israelíes el distanciamiento físico necesario resultó imposible, de manera que algunas autoridades locales ignoraron las reglas. Además, cuando en el país se registró una ola de calor, el Gobierno, en vez de cancelar las clases, eximió a todos de usar mascarillas durante cuatro días y permitió cerrar las ventanas para utilizar el aire acondicionado.

Segunda ola

El virus se extendió a las casas de los estudiantes y luego a otras escuelas y vecindarios, infectando a cientos de estudiantes, maestros y familiares, detalla el diario. 

Tratando de contener el contagio, el Ministerio de Educación prometió cerrar cualquier escuela con al menos un caso de covid-19. Finalmente, cerró más de 240 centros y puso en cuarentena a más de 22.520 maestros y estudiantes. Al terminar el año escolar a finales de junio, 977 alumnos y maestros habían contraído el coronavirus, según el Ministerio.

Fuera de las escuelas, el coronavirus regresó con fuerza, con unas 800 infecciones diarias a finales de junio y más de 2.000 un mes después.

Algunos apuntaron a la reapertura precipitada de las escuelas como factor importante de la segunda ola. Siegal Sadetzki, que renunció el mes pasado como director de servicios de salud pública de Israel, indica que las insuficientes precauciones de seguridad en las escuelas, así como las grandes reuniones, como las bodas, engrosaron una «porción significativa» de este nuevo brote.

Sin embargo, otros creen que señalar a escuelas es injusto, porque el verdadero problema es que todo se reabrió demasiado rápido. Ran Balicer, un funcionario de atención médica israelí y asesor del primer ministro sobre la pandemia, explica que, si bien «el evento único de superdifusión en Gymnasia resultó ser en una escuela», podría haber ocurrido «en cualquier otro entorno».

Lección para otros países

Sea como fuere, la reapertura precipitada de los centros educativos «fue un gran fracaso» y, «definitivamente», otros países «no deberían hacer lo que hemos hecho», sostiene en declaraciones al diario Eli Waxman, profesor del Instituto de Ciencia Weizmann y presidente del equipo que asesora al Consejo de Seguridad Nacional de Israel sobre la pandemia.   

«Si hay un número bajo de casos, existe la ilusión de que la enfermedad ha terminado», pero es una «completa ilusión», apunta, por su parte, Hagai Levine, profesor de epidemiología en la Universidad Hebrea y la Escuela de Salud Pública Hadassah. 

Levine explica que «el error en Israel» fue que, si bien puedes abrir el sistema educativo, «tienes que hacerlo gradualmente, con ciertos límites, y debes hacerlo de una manera muy cuidadosa».

Ahora Israel se enfrenta a los mismos interrogantes que otros países, mientras intenta aprender de sus errores de cara al año escolar, que comienza el 1 de septiembre. En cualquier caso, se ha descartado la opción de cerrar las escuelas. «Esta es una pandemia a largo plazo», explicó Nadav Davidovitch, asesor de políticas de pandemia del Gobierno. «No podemos cerrar las escuelas por un año», concluyó.

Un gato ‘traficante de drogas’ escapa de una prisión de máxima seguridad en Sri Lanka

Nada pudieron los muros y barrotes de la prisión de máxima seguridad de Welikada, en Sri Lanka, para impedir el escape de un gato ‘narcotraficante’, a pesar de que se encontraba bajo estricta vigilancia, informa AFP.

El animal había sido detenido cuando intentaba introducir al penal casi dos gramos de heroína, dos tarjetas SIM para teléfonos celulares y una tarjeta de memoria, todo ello en una pequeña bolsa de plástico que llevaba atada al cuello.

Las autoridades carcelarias informaron que en las últimas semanas han registrado un aumento en el número de intentos de arrojarle a los reclusos ese tipo de paquetes por encima de los muros del recinto.

El felino había sido ‘apresado’ el 1 de agosto y apenas un día después logró darse a la fuga, pero la noticia solo salió a la luz en medios locales el lunes 3 de agosto. Desde la prisión se negaron a comentar el incidente.

Popular Posts

My Favorites

Municipio recibirá las ofertas para proyecto GuayArte

Hasta este jueves 30 de agosto, el Municipio recibirá las ofertas para la subasta de locales comerciales del proyecto GuayArte, que se construye entre...